Como quitar manchas de sangre del colchón

Las manchas de sangre en el colchón son unas de las más engorrosas de eliminar debido a que la sangre se absorbe rápidamente a través de las fibras del colchón. Por ello es importante actuar rápido para facilitar la eliminación de las molestas manchas en el colchón.

Sin embargo no es imposible eliminar las manchas de sangre, ya que existen diversos métodos caseros que puedes utilizar para removerlas fácilmente sin dejar ningún tipo de rastros. Aunque es preferible quitar la sangre del colchón mientras está aún fresca, si no actuaste a tiempo y la sangre se secó también podrás eliminarlas con trucos sencillos.

Los colchones no deben humedecerse demasiado, por ello se sugiere elegir las preparaciones en pasta que te permitirán deshacerte de la macha sin que el colchón absorba demasiada humedad.

Ingredientes caseros para eliminar manchas de sangre en un colchón

Adicionalmente a los métodos descritos, hay ingredientes que son muy efectivos para limpiar manchas de sangre, bien sea frescas como secas. Entre estos ingredientes efectivos podemos mencionar el agua oxigenada, la aspirina, la pasta de dientes y el almidón de maíz.

Para aplicar agua oxigenada sobre una mancha de sangre, solo debes frotar un poco de este líquido sobre la mancha hasta que sea eliminada. También puedes verter un poco de agua oxigenada sobre la mancha para posteriormente extraer la sangre utilizando un paño.

La aspirina, también es efectiva para eliminar las manchas.  Disuelve la aspirina en un poco de agua fría y aplícala sobre la mancha. Permite que actúe por media hora, frota con un cepillo de cerdas suaves y frota con un paño para eliminar el exceso de agua.

El almidón de maíz puede aplicarse formando una pasta con agua fría, directamente sobre la mancha. Debes esperar que se seque hasta formar una capa, luego retira los residuos con un paño húmedo y posteriormente con uno seco para eliminar el líquido excedente.

Otra opción casera es aplicar un poco de pasta de dientes sobre la mancha con una toalla húmeda, para luego secar la zona con un paño seco.

Métodos de eliminación de manchas de sangre fresca en el colchón

Las manchas de sangre frescas pueden ser eliminadas fácilmente con una solución de agua fría con sal común. En primer lugar limpia el exceso de sangre con una esponja o paño. Prepara una solución de agua salada mezclando dos cucharadas de sal común con una taza de agua fría. No utilices agua caliente ya que solo lograrías que la mancha se fije en la tela.

Coloque esta solución en una botella con rociador y aplique la mezcla sobre el área manchada. A continuación frota la mancha con la solución siempre desde los bordes hacía el centro, evitando que la sangre se propague. Repite este proceso hasta que la mancha desaparezca por completo. Finalmente coloca un paño seco sobre la mancha para que la humedad sea absorbida. Puedes utilizar un ventilador o secador de cabello para acelerar el proceso de secado.

Si no dispones de sal, puedes utilizar jabón o gel. Primero debes aplicar agua fría sobre la mancha, luego utiliza jabón o gel sobre la mancha, frotando con las palmas de la mano hasta formar espuma. Retira la espuma con un paño humedecido en agua fría.

Métodos para eliminar las manchas de sangre seca de un colchón

Si no actuaste en el momento en que se produjo la mancha, para quitar manchas de sangre seca, uno de los ingredientes más efectivos y disponibles en tu casa, es la pasta de dientes. Este ingrediente es ideal para la tela que reviste el colchón.

Para aplicarla sobre el colchón, utilice un poco de pasta de dientes sobre el área manchada y espere a que se seque por completo. Luego utiliza un paño con agua fría para remover la pasta. Es posible que pueda quedar un poco de olor impregnado en la tela, pero desaparecerá con el paso de los días.

Otros ingredientes que usualmente tenemos en casa son el peróxido de hidrogeno o agua oxigenada y el almidón de maíz. Estos dos elementos combinados absorben la humedad de la sangre y eliminan la mancha seca de sangre.

Prepare una mezcla con ½ taza de almidón de maíz, una cucharada de sal y ¼ de peróxido de hidrogeno, combínalos hasta formar una pasta. Aplica la crema sobre la superficie del colchón y espera a que se seque completamente. Posteriormente elimina la pasta restante, frota con un paño húmedo para eliminar los residuos y deja que se seque.

Repite el procedimiento hasta que la mancha desaparezca por completo. Si no dispones de peróxido de hidrogeno, sustitúyelo por agua, solo debes esperar que la sal actué durante un rato para que la mancha sea eliminada eficazmente.

El Bicarbonato de Sodio, es un elemento conocido por sus propiedades, entre ellas la eliminación de manchas de sangre seca. Para aplicar este método aplica un poco de bicarbonato sobre la mancha fresca a fin de evitar que la sangre se extienda y absorba la humedad. Deja actuar el producto por unos minutos.

A continuación combina ½ taza de almidón de maíz con una cucharada de sal común y ¼ de taza de peróxido de hidrógeno en un recipiente. Utiliza un cepillo de dientes viejo para forme una pasta. Aplica esta pasta sobre la mancha en el colchón y frota desde los bordes de la mancha hasta el centro.

Repite la aplicación de la pasta hasta que quede cubierta. Déjala reposar hasta que seque y remueve con un paño seco. En caso de que la mancha no haya desaparecido, aplica una solución preparada con una cucharada de amoniaco con una taza de agua.

Esparce la solución con una esponja desde el exterior hasta el centro. Repite el procedimiento hasta que la sangre se haya transferido a la esponja con amoniaco. Por último presiona con un paño limpio el lugar de la mancha para retirar el exceso de humedad y deja que el colchón se seque al aire libre.

 

0/5 (0 Reviews)