Causas y consecuencias de dormir mal

Dormir mal afecta negativamente la salud

El ritmo frenético de la vida, la prisa, el estrés, los problemas constantes, una habitación ruidosa, un mal colchón a menudo conducen a la falta de sueño. A pesar de la importancia de una buena noche de descanso, muchos ahorran este tiempo al dedicarse a otras cosas. Dormir mal afecta negativamente la salud y el bienestar.

Se ha demostrado que dormir mal aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades graves, ya que la hormona melatonina deja de producirse en las cantidades correctas. El bostezo constante no es el único signo externo de la falta crónica de sueño. Si una persona tiene problemas para dormir, esto puede determinarse por su apariencia.

Dormir mal no solo afecta nuestra salud física, también trae consecuencias psicológicas que pueden alterar nuestro ritmo normal de vida y las relaciones personales

Las complicaciones de la falta constante de sueño son bastante grandes, por lo que se recomienda a todos, incluidos los muy jóvenes, controlar el insomnio. En este artículo podrás ver las causas consecuencias y síntomas de dormir poco. Además, te enseñaremos a restaurar tu ritmo normal de sueño.

Causas y consecuencias de dormir poco

Los expertos creen que la causa principal de los trastornos del sueño no es una enfermedad específica que necesita tratamiento, sino hábitos humanos cotidianos.

Existen diversas causas que puede provocar que una persona no duerma bien. Los motivos más comunes que producen el insomnio y la falta de sueño son:

causas de dormir mal y poco
  • Estrés crónico
  • Pantallas de los dispositivos electrónicos
  • Luz brillante en el dormitorio
  • La televisión
  • El uso de cafeína y estimulantes
  • Colchón y almohadas inapropiados
  • Enfermedades: hipertensión, enuresis, angina de pecho, apnea
  • Cena abundante
  • Temperaturas extremas. Mucho frío o calor
  • Ruidos molestos

Consecuencias de dormir mal

La falta permanente de sueño puede tener consecuencias negativas en nuestro cuerpo. El peligro grave reside en el funcionamiento del cerebro. El insomnio interrumpe las conexiones neuronales e interfiere con la circulación completa.

la principal consecuencia del insomnio crónico y los trastornos del sueño a largo plazo es un aumento de la hormona del estrés cortisol, que introduce al cuerpo en un estado de tensión constante.

Dormir mal empeora la apariencia, el estado de salud y la calidad de vida. No dormir bien desarrollar enfermedades psicológicas y físicas. A veces nos levantamos con la sensación de no haber dormido nada.

Falta de sueño, consecuencias psicológicas

consecuencias psicológicas de dormir mal

El insomnio hace que las emociones desagradables se acumulen. La falta de sueño trae consecuencias psicológicas, entre las más comunes, se pueden observar: cambios en el comportamiento y patologías neurológicas. También las personas pueden manifestar:

  • Depresión
  • Irritabilidad
  • Pérdida de memoria
  • Torpeza
  • Disminución de la libido
  • Impotencia
  • Ansiedad por dormir poco

Consecuencias físicas de dormir mal

Consecuencias físicas de dormir mal

La falta crónica de sueño afecta negativamente la condición de hombres y mujeres. Los descansos nocturnos regulares de menos de 6 horas aumentan la probabilidad de desarrollar enfermedades y muerte prematura.

Además de los trastornos mentales, con falta de sueño, se presentan síntomas fisiológicos. Una persona comienza a verse mal, proceso de envejecimiento de la piel se acelera, la inmunidad disminuye y se desarrollan muchas enfermedades. Dentro de las consecuencias más graves están:

  • Sobrepeso y obesidad. Dormir poco engorda
  • Enfermedades cardiovasculares, incluidas infarto de miocardio
  • Síndrome de fatiga crónica
  • Sistema inmunitario debilitado
  • Diabetes
  • Discapacidad visual
  • Baja temperatura corporal

Síntomas de dormir poco

La falta de sueño hace que las personas manifiestan diferentes síntomas. Reconocer que dormir mal es un problema, hará la diferencia en tu vida. Los resultados de un buen sueño serán evidentes en poco tiempo. Los síntomas más comunes son:

  • Baja capacidad de trabajo
  • Poca concentración
  • Irritabilidad, nerviosismo, sensación de depresión
  • Reacción lenta, lapsos de memoria, alucinaciones
  • Sueño durante el día
  • Piel pálida, ojeras, lagrimeo
  • Dolores de cabeza persistentes
  • La presión aumenta sin razón aparente
  • Arrugas prematuras
  • Mareos y náuseas
  • Alteración del tracto digestivo
  • Alteración del ritmo cardiaco
  • Enrojecimiento de los ojos y ardor
  • Alteración del sistema nervioso

Cómo restaurar tu ritmo normal de sueño

Cómo restaurar tu ritmo normal de sueño

Existen diferentes formas de restaurar tus hábitos de sueño. Las pastillas para dormir y los tranquilizantes no pueden considerarse un método para tratar el sueño, ya que no eliminan por completo la causa del problema, sino que solo lo enmascaran.

Es importante tener en cuenta que tales drogas son adictivas y gradualmente, una persona pierde por completo la capacidad de quedarse dormido sin tomar pastillas para dormir, lo que agrava significativamente la situación.

A veces es suficiente cambiar su estilo de vida para deshacerse del insomnio crónico, podemos intentar cosas como:

  • Ir a la cama antes de las 22:00 horas. Realiza tu propio horario de sueño, 7 u 8 horas serán suficientes
  • Hacer deporte
  • Excluir bebidas alcohólicas, energéticas y con cafeína en la noche
  • Dar un paseo antes de acostarse
  • Dejar de fumar
  • Evitar los aparatos como la televisión y los celulares una hora antes de acostarte
  • Darse un baño relajante con música agradable y aromaterapia por las noches
  • Intenta comenzar a meditar, hacer yoga o al menos leer un libro
  • Toma un té tibio de hiervas (principalmente salvia, hinojo, manzanilla, lavanda, menta y valeriana) 30 minutos antes de acostarte
  • Regula la temperatura y la luz de tu habitación
  • Adquiere una cama con un colchón cómodo

Combate el insomnio con un buen colchón

Un colchón deteriorado y de mala calidad puede alterar nuestro descanso. Los patrones de sueño pueden verse modificados por culpa de un colchón o una almohada inadecuada. Resortes sueltos, superficie deforme y hundida son señales de que tu colchón ya debe ser cambiado.

No esperes el vencimiento de tu colchón, cámbialo cuando lo creas necesario y compra uno de buena calidad. Es mejor gastar un poco más en beneficio de nuestra salud, recuerda que gran parte del tiempo la pasamos en nuestra cama.

En el mercado existe una gran variedad de modelos y marcas que se adaptan a tus necesidades. Podemos encontrar colchones plegables, con canapé, hinchables, entre otros. Solo toma en cuenta que la superficie sea firme para que soporte bien tu espalda.

0/5 (0 Reviews)

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *